Carmen Barbieri se metió en la Guerra de Clases Sociales

3 de junio de 2008, 8:10pm | Por Jorge

Carmen Barbieri en Extremista.com.arEsta tarde estuvo en Intrusos en el Espectáculo Carmen Barbieri. Entre otras cosas habló sobre la guerra de clases sociales en Bailando por un Sueño 2008, las palabras de Matías Camisani hacia ella luego de la eliminación de Dolores Barreiro y los entredichos de Jorge Lafauci y Marianela Mirra en la ronda de Cha Cha Cha del certamen de ShowMatch.

Uno de los apodos que le dieron a Carmen Barbieri fue “Gorda cara de plastilina”, el cual no le molesta, dado que por un lado no tiene problemas con su sobrepeso y por el otro, admite que gesticula mucho. Bromeó que cuando escuchó el apodo “Fiona” pensó que estaba dirigido hacia su persona.

Cuando la jurado de Bailando por un Sueño 2008 preguntó quién ponía estos apodos, los intrusos respondieron que principalmente eran una mujer y dos personas que tienen todas las condiciones de hombres pero… “iiiii”.

Hablando de las calificaciones, Carmen aseguró que el 10 que le puso a Marianela Mirra en la gala de ayer, no fue por Charly G, su ex-coach, sino que premió la evolución de la pareja, y la falla del último truco, que más que en error fue un accidente, quedó tapado por la gran performance y está segura de haber sido justa en la puntuación que le dio a los tucumanos.

También hablaron sobre el enfrentamiento que tuvieron Jorge Lafauci con Marianela Mirra refiriéndose al tema de que los demás famosos no la quieren. Aseguró que mucha gente le tiene envidia cuando se quejan con “esta que no baila sigue en el certamen”. Y bromeó con las amenazas de los malitos que amenazaba a Belén Francese de ahorcarla con su propia tanga: “con la mía pueden ahorcar a unos cuantos”.

Afirmó no estar enojada con Matías Camisani por sus declaraciones luego de la eliminación de Dolores Barreiro. Considera que estaba defendiendo a su esposa, aunque nadie la estaba atacando, y es un hombre “calentón”. Si bien las palabras de Matías fueron más fuertes que las del Teto Medina, en ningún momento la ninguneó. Contó que Camisani le mandó un ramo de azucenas con una nota pidiéndole perdón, que nunca diría esas cosas pero en ese momento estaba fuera de si.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *