Rosalía Lombardo, la niña momia

9 de julio de 2012, 4:00am | Por Extremista

Rosalia Lombardo, la niña momia apodada la Bella Durmiente, fue embalsamada por Alfredo Salafia. Su cuerpo se puede ver en las catacumbas de los Capuchinos de Palermo.

Rosalía Lombardo, nacida en 1918 en Sicilia, falleció el 6 de diciembre de 1920, a los 2 años de edad, víctima de una neumonía. La niña se hizo famoso post morten cuando el químico Alfredo Salafia, procedió a embalsamar el cadáver con su innovadora técnica. Actualmente la momia continúa en las Catacumbas de los Capuchinos de Palermo, y es uno de los mayores atractivos turísticos del lugar.

Cuando Rosalía Lombardo falleció a los 2 años de edad, su padre le pidió a Alfredo Salafia que embalsame su cadáver con su innovadora y duradera técnica. Una vez momificado, el cuerpo fue trasladado a la Capilla de los Niños de las Catacumbas de los Capuchinos de Palermo, siendo uno de los últimos cuerpos en ser admitidos en la cripta.

Las momias de las catacumbas de los Capuchinos pueden ser visitadas, y Rosalía Lombardo, apodada “La Bella Durmiente” es una de las atracciones más interesantes del lugar.  Si bien solo se pueden ver la cabeza de la niña, un estudio realizado con rayos x demuestra que el resto del cuerpo se encuentra en muy buen estado, presentando un deterioro leve.

La técnica de Alfredo Salafia consistía en utilizar una mezcla de formol diluido en agua, lo que actuaba como desinfectante y eliminaba las bacterias. Esta mezcla se saturaba con zinc e incluía alcohol, ácido salicílico y glicerina.

Cabe señalar que el clima seco de las catacumbas contribuyeron en la preservación del cuerpo de Rosalía. A su vez, la aplicación de parafina disuelta en éter en su rostro favoreció su perfecta conservación a largo tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *